lunes, 27 de abril de 2015

Khachapuri de Ayaria, barco de queso georgiano


El khachapuri (pan de queso), pronunciado "jachapuri" y escrito ხაჭაპური, es un pan típico de Georgia y se come de manera muy habitual. Hay muchos tipos diferentes, pero éste, la versión de Ayaria, es el más vistoso. Básicamente es una barca rellena de queso fundido. Si te gusta el queso, esto es lo tuyo. Una pasada, ¿verdad? Llena un montón así que es casi un plato único.

¿Te apetece probar la versión de la región de Imericia? Pincha aquí







Ingredientes:

(para 2 panes)

Para la masa:

- 500 gr de harina

- 1/2 sobre de levadura de panadería

- 1 cucharadita de azúcar

-  ½ cucharadita de sal

-  ½ vaso de leche (o de nata)

-  un poco de agua fría

- 50 gr de mantequilla



Para el relleno:

-125 gr de queso fresco de Burgos (o mozzarella)

-250 gr de queso tipo feta (o un queso salado muy bien rallado)

-250 gr de queso graso fundente (muy bien rallado, puede ser manchego, emmental, cualquier cosa que se funda bien)

- 2 huevos

- 1 yema batida




Preparación:



Primero se hace la masa porque tiene que reposar un rato. En un cuenco grande, se cogen unos 400 gr de harina, se mezclan la sal y el azúcar y la levadura, se hace un volcán y se vierte la nata mezclada con agua. Se amasa bien hasta que quede una masa pegajosa pero no muy líquida, se echa el resto de la harina si es necesario, se tapa con plástico y se deja reposar media hora.



Ahora viene la parte interesante: el relleno. En Georgia hay un montón de quesos que son típicos de allí y que no tenemos en España, así que toca improvisar un poco con la mezcla. A mí me gusta que uno de los quesos sea salado y que otro sea cremoso para que se fundan bien entre ellos. Se puede echar cualquier queso que tengáis por el frigorífico, pero tiene que estar muy bien rallado, eso es lo único importante.

 
En cualquier caso: ralla, desmenuza y mezcla muy bien los quesos, ya sea con la mano o con una batidora. No añadas todavía los huevos ni la yema.


Precalienta el horno a 220°C y saca la bandeja.

Si ha subido ya un poco la masa y tiene una textura pegajosa, pero no líquida y ya es manejable, es el momento de pasar a la acción. Enharina la mesa, amasa bien, haz una bola con la mitad y extiéndela con un rodillo de manera que tenga una forma redonda tirando a ovalada y con el largo aproximado del plato donde vayas  servirlo. Cuando esté extendida, pon en el centro la mitad de la mezcla de queso. 







Dobla los bordes de la masa y aplástala suavemente hasta que parezca un barco y los bordes envuelvan parte del queso.  


Cubre la bandeja del horno con papel de hornear o enharínala bien(utiliza una bandeja, no una rejilla).Ponlos separados porque crecerán un poco.



Cuécelo unos 17 minutos a 220°C, hasta que esté dorado. Con un pincel (y con cuidado), pinta la masa con la yema batida para que se quede dorada y hornea un par de minutos más.





Sácalo del horno, pásalo con cuidado a un plato, casca un huevo y viértelo por encima del queso. Añade también un trocito de mantequilla. El calor del queso hará que el huevo se cuaje. Sirve inmediatamente, y revuelve bien con un tenedor el queso y el huevo. El khachapuri se come untando trocitos del pan de los bordes en el queso. A mí me encanta, espero que lo disfrutéis.